11 abril, 2006

Donde el mar pierde el nombre


Buscaré un horizonte llano
donde el mar pierde el nombre,
y mira
y calla
y duerme.

Me sentaré al borde del camino,
me quedaré observando soledades
misterios escondidos,
silenciosos puertos.

Esperaré un barco rumbo al infinito
cuando el mar se haya calmado,
bailaré con el viento mi mejor tango
a los ojos de la luna,
las estrellas,
el cielo.

4 comentarios:

  1. Erika gracias por invitarnos a disfrutar este rincón poético.
    Muy buen, muy cálido . Bellos poemas.
    Un abrazo Gus.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo17:27

    La elección que una hace del propio material a medida que los edita o postea día a día tejen algo que mayor, de lo que ni siquiera tenemos conciencia, como un poema largo. Me gusta la estética que le diste.Felicitaciones y pasaré a mis amigos y alumnos tu blog para que lo disfruten.
    Andreas

    ResponderEliminar
  3. Anónimo00:21

    Bello tu blog
    pasé a tomar un café y dejarte un beso
    desde graciela abrazo

    ResponderEliminar
  4. Entro de puntillas en tu primer poema en este blog, y me gusta la sencillez y limpieza del poema, sin ambages, sin extrañas imágenes a veces incoherentes de mucho de lo que leo....tú fuiste uno de mis primeros contactos en mi blog, y eso no lo olvido querida Erika...sabes que eres poeta...algún día tomaremos en el Norte un café juntos....ahora voy ahogado de mi trabajo profesional, tengo un despacho de Economistas y Abogados y la cosa económica está que arde...charlaremos más despacio...un beso...yo también soy Libra del 17 de Octubre...azpeitia

    ResponderEliminar

Deja unas palabras que me iluminen, que me hagan sonreir...

Gracias.